Cómo Eliminar las Pulgas Eficazmente

Estas medidas están encaminadas a paliar los daños que las pulgas han causado. Nuestra mascota o, peor, nosotros las tenemos y queremos erradicarlas antes de que el problema pase a mayores.

¿Qué hacer en este caso? A continuación, te facilitamos una serie de recomendaciones que te permitirán deshacerte de estos incómodos insectos de una forma efectiva:


1. Limpia tu casa

Aunque ya hemos mencionado que las pulgas no guardan relación con la limpieza, una buena higiene en el hogar y una limpieza y cuidado exhaustivo pueden ayudar a acabar con las posibles larvas y/o huevos que las indeseables pulgas hayan dejado.

Lava y seca la ropa de cama de tu mascota. Es uno de los pasos más importantes de cara a acabar con larvas y huevos. Otra opción es utilizar la secadora durante 15 ó 20 minutos. Esto incluye toda ropa que nuestra mascota utilice para dormir, aunque no esté inicialmente destinada a tal fin.

Aspira todos los rincones. Presta especial atención a los rincones de tu casa a los que menos llegue la luz solar. Hay que recordar que las larvas y los huevos de pulga suelen buscar ambientes húmedos y frescos, así que es difícil que nos los encontremos en lugares soleados. En todo caso, repasa también las zonas soleadas escrupulosamente. Antes de aspirar la alfombra, espolvoréala bien con sal, Borax o bicarbonato de sodio. Limpia la base con una escoba y deja que los polvos se asienten unas cuantas horas. Es importante que durante este tiempo vigiles que tu mascota no pisa la alfombra.

Limpia las áreas exteriores en las que tu mascota pase tiempo. Como ya hemos comentado, corta el césped todo lo que puedas, deshazte de hierbas e intenta que llegue el sol incluso a los rincones más oscuros y húmedos. Asimismo, en caso de que no puedas, intenta que tu mascota no se acerque a dichos lugares.


2. Lava a tu mascota

Del mismo modo que recomendamos la limpieza del hogar para impedir que el ciclo de la larva se complete, debemos intentar mantener esa limpieza también en nuestra mascota.

Da un baño a tu mascota. Intenta hacerlo con un champú suave y que para él sea una experiencia relajante, en la medida de lo posible, y no lo asocie con la eliminación de sus pulgas.

Prepara un enjuague de romero. Hierve en medio litro de agua dos tazas de hojas de romero y deja que hierva durante 30 minutos. Una vez hecho esto, filtra el líquido y mézclalo con un poco de agua fría. Ahora ya puedes enjuagar a tu mascota, siempre teniendo en cuenta que es mejor que se seque al aire y no le enjuaguemos una vez más con agua normal.

Usa un peine antipulgas. Una vez nuestra mascota esté seca debemos peinarla con un peine especial antipulgas para retirar todas las posibles e intentar que éstos molestos insectos no vuelvan a incomodar a nuestro querido animal.

Crea tu propio collar antipulgas. Coge el collar de tu mascota semanalmente e imprégnalo con aceite de eucalipto, aceite del árbol del té (importante saber que no se puede usar en los gatos), citronela, lavanda, o geranio.


3. Mantén un seguimiento

Nunca te conformes con realizar sólo los dos primeros puntos. Haz un seguimiento en tu casa y repite todas estas acciones las veces que creas que son necesarias, pues pueden haber quedado aún larvas o huevos o incluso alguna pulga aislada que nos puede dar más de un disgusto. Realiza comprobaciones paulatinas y extrema las medidas de limpieza hasta que estés segura que la plaga de pulgas se ha erradicado. 

comments powered by Disqus